banner_premios_via
Suscríbase-Boletín_Andemos

Andemos se opone a los incrementos de mezclas de biocombustibles en Colombia

Recientemente los ministerios de Minas y Energía, de Ambiente y de Agricultura, anunciaron el incremento de porcentajes de mezclas de etanol y biodiesel en los combustibles como una de las acciones para mitigar el desabastecimiento de combustibles durante las fiestas.

Desde que la Asociación Nacional de Movilidad Sostenible (ANDEMOS) conoció las intenciones del el Gobierno Nacional de aumentar al 12% las mezclas de biodiesel, el gremio ha manifestado su preocupación de dicho incremento por las afectaciones que dicha decisión puede tener en los vehículos,  incluso a través de un comunicado enviado a la Superintendencia de Industria y Comercio por el impacto que dicha decisión puede tener de cara a los consumidores y en materia de competencia.

Esa decisión,  que busca imponer de manera obligatoria un incremento de mezcla de biocombustibles por encima del 10%, no contempla que en muchos casos, se superan los límites máximos obligatorios de mezclas recomendados por el fabricante y que pueden comprometer seriamente los sistemas de control de emisiones en los motores y fallas que afectan a los motores y el bolsillo de los colombianos.

Según la Carta Mundial de Combustibles (Worldwide Fuel Charter, WWFC), la mezcla del biodiesel no debe superar el 5% (algunos fabricantes permiten hasta el 7%), ya que mezclas superiores a las establecidas por el fabricante pueden afectar los inyectores de los motores, causar taponamiento prematuro de los filtros del combustible y genera daños a los sistemas de control de emisiones de los vehículos, lo que los puede volver inclusive más contaminantes que los motores que funcionan sin biodiesel mezclado. De la misma manera, incrementos obligatorios por encima del 10% en el etanol con la gasolina, generan corrosión en las líneas de combustibles, daños en los inyectores y bombas de combustible de los motores.

La advertencia no solo ha sido realizada por ANDEMOS sino por la Asociación de Fabricantes de Vehículos Automotores de Japón -JAMA  quienes han expresado a las autoridades Colombianas su preocupación por el impacto en los motores al imponer de manera obligatoria mezclas  del 12 por ciento en biodiesel y los posibles rechazos en materia de garantías de presentarse daños derivados por el incremento de la mezcla.

Cabe resaltar, que Colombia carece de un programa de inspección en la cadena de suministro de los combustibles desde la refinería hasta la estación de servicio que informe al consumidor final sobre la calidad y el porcentaje de la mezcla del combustible que adquiere, toda vez que el uso obligatorio de mezclas por encima de las recomendadas por el fabricante sin el consentimiento de consumidor va en contra sus derechos de acceder oportunamente a información clara que les permita hacer elecciones bien fundadas, generando una brecha informativa entre quienes fabrican y distribuyen los productos y servicios y quien los consume.

Para Oliverio Enrique García, Presidente del ANDEMOS “En este punto, es importante señalar que el Gobierno Nacional debe garantizar el debido proceso de consulta internacional ante el Comité de Obstáculos Técnicos al Comercio de la OMC para el incremento de mezclas de biocombustibles para informar de manera temprana a los interlocutores comerciales del exterior sobre los  nuevos reglamentos o normas nacionales que puede afectar el desempeño de sus productos antes de tomar una decisión. De esta manera, las observaciones recibidas de los países miembros de la OMC pueden ayudar a mejorar  las exigencia y requisitos de un proyecto de reglamento para que sea justo y consecuente con la realidad técnica y económica y, evitar así posibles problemas comerciales y también a que productores y exportadores se adapten a nuevos requisitos, protegiendo subsecuentemente los derechos de los consumidores ”.

Para Andemos, parte de las estrategias de mediano plazo que se deben implementar para evitar el desabastecimiento y disminuir el consumo de combustibles fósiles en los vehículos son reducir la edad del parque automotor y profundizar en el uso de las tecnologías híbridas eléctricas.

Cabe resaltar, que las tecnologías híbridas eléctricas generan ahorros del 45% en consumo de combustible fósil generando un incremento directo en la productividad del país, puesto que supone se seguirán realizando los desplazamientos habituales con una menor consumo de combustible y de emisiones contaminantes.

Dic 27, 2021. Fuente: Andemos.

NOTICIAS DESTACADAS